La Prensa

Albert Ellis, el hombre que transformó la psicología

Un 27 de septiembre de 1913 nació Albert Ellis uno de los psicólogos más influyentes de la historia, quien transformó el rumbo de la psicología. 
Ellis desarrolló una forma muy particular para diferenciar lo que es la salud de la patología. Lo explica a través de dos tipos de filosofía de vida, que son: la "filosofía demandante" y la "filosofía preferencial". 
La filosofía demandante está presente cuando el lenguaje de una persona, ya sea en sus palabras o en sus diálogos internos, está llena de palabras como "debo/debés" "hay que" "tengo que/tenés que" y otras más extremas como; siempre, nunca, todos, nadie. Estas demandas son absolutistas y se pueden agrupar en tres tipos: demandas sobre sí mismo ("yo debo" o "yo tengo que"), demandas sobre los demás ("él debe" o "vos tenés que") y demandas sobre el mundo ("el mundo debe" o "la vida debe ser").
Estas son palabras que reflejan una gran exigencia y que al ser inflexibles no permiten, ni aceptan un mínimo cambio. Si alguien dice "debo estar en la cita a las 20Hs. y llega 20:05 Hs. ya rompió con la regla. Esto hace que, ante la ruptura y la frustración, o ante un hecho negativo, que no está de acuerdo a estas reglas, se realice una condena global, tanto de sí mismo como de los demás. 
Como consecuencia de esta condena global, se producen emociones disfuncionales, tales como culpa, vergüenza, ira, angustia, rencor, depresión. Estas emociones negativas y enfermas producen comportamientos negativos como violencia, adicciones, conductas evitativas, conductas dependientes que a su vez refuerzan estas emociones negativas. Todo esto es señal de una salud mental perturbada.
En oposición a esto, la filosofía preferencial utiliza tanto en el lenguaje interno como externo palabras mucho más flexibles, tales como prefiero, elijo, me gusta más, deseo, es mejor, me desagrada. Estas palabras expresan mucha más flexibilidad. Si alguien dice prefiero llegar a las 20 Hs. Y llega 20:05 no se rompió una regla, sino que simplemente no se alcanzó del todo una preferencia. Esto hace que ante la frustración o ante un hecho negativo, la respuesta seas más asertiva. El lugar de condenación hay evaluación de los objetivos y de como mejorarlos. Esto lleva a desarrollar emociones más sanas, que producen conductas adecuadas tendientes a cumplir con los objetivos, para resolver, modificar o adecuarse a lo que no se puede modificar. Este tipo de emociones y conductas son señal de una mejor salud mental.
Existen una gran cantidad de errores en el proceso de pensamiento, por los cuales las personas se obsesionan con algo perdiendo su capacidad para ver otras áreas y roles de su vida. Esto se debe esencialmente a una predisposición a ignorar lo positivo, exagerar lo negativo y hacer generalizaciones nocivas para sí mismos. Para Albert Ellis, el cambio está dirigido a disminuir esta "filosofía demandante" y reemplazarla por la "filosofía preferencial" que lleve a metas y deseos motivadores. A cambiar las exigencias por elecciones. 
Es muy productivo el escucharse a sí mismo, y tener conciencia de qué tipo de palabras se emplean en la vida cotidiana, esto hace una gran diferencia en la autoestima, la calidad de vida y la aceptación de las diferentes circunstancias que la vida trae consigo. No es solo un juego de palabras, las palabras reflejan actitudes y pensamientos, ser consciente y realizar estos cambios implica una mejora sustancial en el diario vivir.

Este es uno de los tantos aportes que realizó Ellis. Lo principal de su teoría está representado por una antigua frase que dice: "Las personas no se alteran por los hechos, sino por lo que piensan acerca de los hechos". Albert Ellis desarrolló su teoría en lo que denominó el "ABC" recordando que entre un elemento activador (A) y una conducta (c) siempre hay un modo de pensar (B, por el inglés believe).
Este gran psicólogo y terapeuta fue el creador de la Terapia Racional Emotiva, una línea terapéutica que lo transciende y que es hoy en día muy utilizada en el mundo entero. Ellis llegó a ser estimado como el segundo psicoterapeuta más influyente de la historia, después de Carl Rogers, de acuerdo a una encuesta que se les hizo a profesionales de la psicología de EEUU y Canadá.  Sus teorías lo trascienden, ya que dejó en el mundo una enorme contribución a la psicología científica, y sus enseñanzas fueron precursoras de grandes desarrollos de lo cognitivo conductual. 

Dr. Flavio Calvo
Doctor en psicología, docente, tallerista y autor (M.N. 66.869)