La Prensa

Las peligrosas mentiras de los gobiernos en torno a la pandemia

En una reciente entrevista con el sitio LifeSiteNews, el doctor Michael Yeadon, ex director científico y ex vicepresidente de Pfizer Global y jefe del área de Investigación Respiratoria y de Alergia de esa farmacéutica, volvió a alertar sobre la propaganda “demostrablemente falsa” de los gobiernos en respuesta al covid-19, incluida la “mentira” de las variantes peligrosas, el potencial totalitario de los “pasaportes de vacunas” y la gran posibilidad de que estemos lidiando con una “conspiración”.

Entre los principales puntos planteados por Yeadon en la extensa entrevista, el científico afirmó que no hay “posibilidad” de que las variantes actuales de covid-19 escapen a la inmunidad y que, sin embargo, los gobiernos de todo el mundo están repitiendo esta mentira, lo que indica que estamos presenciando no solo un “oportunismo convergente”, sino una “conspiración”.

”Mientras tanto, los medios de comunicación y las plataformas de Big Tech están comprometidos con la misma propaganda y la censura de la verdad”, remarcó.

Asimismo, Yeadon expresó que las empresas farmacéuticas ya han comenzado a desarrollar vacunas de “refuerzo” innecesarias para las “variantes” y que planean fabricar miles de millones de ellas. “Las agencias reguladoras, como la Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE. UU. y la Agencia Europea de Medicamentos, han anunciado que, dado que estas vacunas de ‘complemento’ serán tan similares a las inyecciones anteriores que recibieron la autorización para el uso de emergencia, las compañías farmacéuticas no estarán obligadas a  realizar cualquier estudio de seguridad clínica”, advirtió.

En opinión del ex vicepresidente de Pfizer esto virtualmente significará que el diseño y la implementación de vacunas de ARNm “pasarán de la pantalla de computadora de una compañía farmacéutica a los brazos de cientos de millones de personas, inyectando alguna secuencia genética superflua para la cual no hay absolutamente ninguna necesidad o justificación”.

Por otra parte, consideró que el uso de pasaportes de vacunas junto con un “reseteo bancario” podría generar un totalitarismo como nunca antes visto en el mundo. Y por eso expresó que el solo hecho de que esto pueda ser cierto significa que todos deben “luchar como locos para asegurarse de que ese sistema nunca se forme”.

“En el último año me he dado cuenta de que mi gobierno y sus asesores están mintiendo en la cara al pueblo británico, sobre todo lo que tiene que ver con este coronavirus. Absolutamente todo. Es una falacia esta idea de transmisión asintomática y que no tienes síntomas, pero eres una fuente de virus. Que los bloqueos funcionan, que las máscaras tienen un valor protector obviamente para ti o para otra persona, y que las variantes dan miedo e incluso necesitamos cerrar las fronteras internacionales en caso de que entren algunas de estas desagradables variantes extranjeras”, subrayó.

En esa línea, indicó: “No tengo ninguna duda de que importantes agentes de poder de todo el mundo han planeado aprovechar la próxima pandemia o han creado la pandemia. Una de esas dos cosas es verdad porque docenas y docenas de gobiernos están diciendo las mismas mentiras y haciendo las mismas cosas ineficaces que evidentemente cuestan vidas”.

Por último, opinó que “necesitamos filósofos, gente que entienda la lógica, la religión… ellos tienen que luchar con esto y empezar a hablar en un idioma que la gente entienda. Porque si se lo dejamos a los científicos, gente como yo, aunque tengo buenas intenciones, soy un extraterrestre parlante en lo que respecta a la mayoría de la gente de la calle. No creerán que el gobierno les va a mentir, no creen que el gobierno alguna vez haga algo que los perjudique, pero lo están haciendo”.

“Ultimamente he empezado a firmar con ‘Que Dios nos salve’, porque creo que necesitamos a Dios ahora más que en cualquier otro momento desde la Segunda Guerra Mundial”, concluyó.