La Prensa

La universidad pública y un nivel de excelencia

Por Daniel Martínez *

                               

Por Daniel Martínez * 

Recientemente hemos sido distinguidos como una de las universidades más destacadas de los últimos 10 años. Nosotros como Universidad sentimos orgullo de esta distinción, más viniendo el reconocimiento de una entidad tan importante como la Fundación Konex.

Nos da orgullo ver el calibre de las instituciones que nos acompañaron en el recibimiento como la Universidad de Buenos Aires, el Instituto Balseiro, la Fundación Cimientos.

La distinción es un reconocimiento por la gestión de los últimos 10 años, quiere decir que hace una década que estamos "haciendo bien los deberes". Tratamos de ver qué es lo que tiene de bueno la Universidad Pública, y a lo mejor agregarle algunas cosas que observamos en el extranjero y compatibilizarlas para tener una universidad de excelencia y un buen nivel académico donde hay una concurrencia de los profesores, fundamentalmente los titulares, a dar clases.

Se exige una asistencia mínima para poder cursar las materias. La verdad que los exámenes son muy exigentes. Nunca hemos bajado la calidad ya que somos una universidad que busca niveles de excelencia, el resultado está a la vista por la cantidad de alumnos que concurren.
Cuando hablamos de excelencia tenemos que tener en cuenta que la educación tiene 3 funciones básicas: la extensión, la investigación y la vida académica. Tal vez lo que más ha valorado la Fundación Konex, es la vida académica.

La cuestión más trascendente es que en la universidad pública, se reciben un promedio de 35% de jóvenes, en la universidad privada una cifra similar. Mientras que en nuestra universidad se reciben el 55%, de los cuales el 94% provienen de familias que no tienen ningún antecedente de formación universitaria.
Entonces vienen con algunas limitaciones que es difícil comprender y los chicos con gran esfuerzo y mucha dedicación, pueden terminar. En primero y segundo año la deserción es del 15%. Es habitual en las búsquedas laborales, las empresas prefieren egresados de la Universidad de La Matanza.
En la Argentina, se entregan 16 becas Fullbrugth, que es una entidad internacional, que beca a jóvenes para que estudien la misma carrera en idioma inglés, en el extranjero. La UnLam de esas 16 tiene 11.

RECORTES Y PRESUPUESTO
Respecto de la cuestión presupuestaria, se ha trabajado bien desde el Ministerio de Educación y se logró que casi la totalidad de los gremios firmaran la paritaria. En el primer mundo no hay experiencias de recortes a la universidad, es un dato. El otro dato es que siempre frente al dinero que se cuenta para la educación debemos esforzarnos, para que ese dinero rinda lo más posible. Por ejemplo, nosotros tenemos un no docente cada 88 estudiantes, no hay universidad en la Argentina que tenga ese coeficiente.
No sirve pensar ni recortar en la universidad, pero si la Argentina necesita hacer un recorte, el recorte debería ser en todas las áreas de la inversión y el gasto y no solamente sobre la universidad.

* Rector de la Universidad Nacional de La Matanza.