La Prensa

"Ojalá llegue a tocar corazones"

Gastón Pauls protagonizará la película "Palau", mientras prepara un documental sobre los medios de comunicación. El actor regresará a la pantalla grande con este filme, dirigido por Kevin Knoblock, en el que interpretará al famoso pastor evangelista Luis Palau. Rodado entre Buenos Aires y los Estados Unidos, el largometraje llegará a las salas en octubre.

Gastón Pauls volverá al ruedo con la película "Palau", basada en la vida de Luis Palau, uno de los líderes de fé más influyentes del mundo. Producida por la Asociación Luis Palau, Ollwood Productions y Rivka Entertainment Group la película dirigida por Kevin Knoblock, comenzó a rodarse en enero y su estreno está previsto para octubre, en toda América latina, España y los Estados Unidos.

Grabada entre Buenos Aires y Portland, Estados Unidos -donde actualmente vive Palau con su mujer y sus cuatro hijos- el filme es uno de los tantos proyectos en los que está trabajando Pauls, quien adelantó a La Prensa que está preparando un documental llamado "Miedos de comunicación", además de haber incursionado en la dirección en el filme "Dos rosas". 

Sin embargo, el actor -cuyo últimos papeles en el horario central de la pantalla chica fue en "Todos contra Juan" y "Un año para recordar" (Telefé)- aún es reacio a volver a la televisión: "Me han ofrecido una participación protagónica en un programa pero si hacía eso no hubiera podido hacer esta película. Prefiero vivir con lo justo, haciendo lo que quiero, no es nada contra la tevé pero prefiero hacer cine, a mi me gusta más ver cine que televisión, entonces trato de hacer lo que a mi me gustaría ver".

Con Michel Noher, Santiago Achaga y Alexia Moyano como parte del elenco, "Palau", busca plasmar la fuerza y la potencia de la esperanza, a través de la sorprendente y motivacional historia de vida del predicador.

GRAN DESAFIO

-¿Qué le interesó de la propuesta para interpretar a Luis Palau?

-En junio del año pasado me llamaron para contarme que estaba este proyecto. Ya estaba empezando a tomar forma, me ofrecían hacer de Luis y me pareció sumamente interesante construir un personaje, interpretarlo, generar ese imán que tiene con la gente. Basta ver lo que ha hecho en 50 años, fue todo un desafío. Fui a encontrarme con él en los Estados Unidos y las charlas fueron muy buenas y acepté formar parte. Arrancamos el proyecto la primera semana de enero y fue super intenso.

-¿Cómo fueron esos encuentros con él?

-A mi lo que más me interesaba más allá de verlo predicar, era sentarme en una mesa con él y charlar, ver su mirada, verlo con sus hijos, y vi un hombre que por su historia, por algo que tuvo que ver con sus padres, en un momento determinado de su vida decidió dedicarse a Dios, a predicar la palabra de Dios y no es poca cosa porque también al entregar su vida de esa manera, tuvo que resignar muchas cosas. Yo me encontré con un tipo sencillo, pese a que es un hombre que predicó para millones de personas en todo el mundo. Yo quería ver si mantenía esa pequeñez, y lo vi y me emocionó eso.

MENSAJE DE PAZ

-¿Se sintió identificado con su personaje?

-Me sentí identificado con varias cosas de su familia. Andrés, su hijo tiene una historia conmovedora y me emocionó mucho conocerlo, escucharlo, entenderlo. En general la película habla mucho de las oportunidades, de las segundas oportunidades en la vida, o de las terceras. De las oportunidades que hay después de la primera y eso me conmovió.

-¿Cuál sería el objetivo de la película?

-Uno de los objetivos de la película está cumplido y es haber terminado mi participación actoral, que siempre es un desafío, pero también me pasó algo muy lindo en San Antonio de Areco. Tenía que hacer una escena en la que estaba predicando para un montón de gente y se me acercó un hombre para decirme que el no era extra ni nada, sino que era un vecino del barrio, que había escuchado mis palabras y quería conversar conmigo acerca de Dios. Me alegra que una persona de casualidad haya estado en esa plaza y le haya hecho bien algo que yo estaba diciendo interpretando a otro, es como una cadena loquísima. Entonces para mi algo se cumplió. Después la película depende de tantas cosas, que sea buena, mala, regular, yo creo que va a estar bien y ojalá que toque corazones y sino, valió el intento.

-¿Siente deseos de volver a actuar en televisión?

-Me han ofrecido cosas, pero no siento que vaya por ahi. Estoy con varios proyectos, un documental sobre los medios de comunicación que se llama "Miedos de comunicación". También estoy dirigiendo una película que se llama "Dos rosas" y tengo dos proyectos más de cine que terminé, "Este soy yo" y "El año del dragón". Además me ofrecieron hacer tele el año que viene. Pero la televisión te quita mucho tiempo. Me han ofrecido una participación protagónica en un programa pero si hacía eso no hubiera podido hacer esta película, si hacés televisión no podés hacer cine. Prefiero vivir con lo justo, haciendo lo que quiero, no es nada contra la tevé pero prefiero hacer cine, a mi me gusta más ver cine que televisión, entonces trato de hacer lo que a mi me gustaría ver.