La Prensa

El Gobierno analizará el pedido de inversiones de las empresas energéticas

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, evaluó que el programa de asistencia del Gobierno a las empresas concesionarias "incluye garantizar la oferta energética, establecer un sistema de monitoreo para maniobrabilidad e intervención, en caso de interrupción del servicio, y condiciones para la continuidad de este flujo".

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, confirmó hoy que está en "análisis" en el Gobierno el pedido de las empresas energéticas Edenor y Edesur para que haya mayor inversión estatal, de modo de garantizar el pago de los sueldos de sus trabajadores y una mejor provisión del servicio.

"Hemos tenido conocimiento público de la recepción de la nota en el día de ayer", señaló Capitanich en su habitual conferencia desde Casa de Gobierno, y afirmó: "Debe ser analizado por la Secretaría de Energía a los efectos de establecer garantías que permitan el normal funcionamiento de la empresa".

En ese sentido, evaluó que el programa de asistencia del Gobierno a las empresas concesionarias "incluye garantizar la oferta energética, establecer un sistema de monitoreo para maniobrabilidad e intervención, en caso de interrupción del servicio, y condiciones para la continuidad de este flujo". 

Edenor y Edesur reclamaron asistencia económica porque adujeron que sus ingresos no alcanzan para cubrir el último aumento salarial, por lo que Capitanich adelantó que el pedido será "analizado".

Capitanich explicó que el Gobierno mantiene "reuniones de carácter regular" con las empresas a través del Fondo para Obras de Consolidación y Expansión de Distribución Eléctrica (FOCEDE), para abordar "la ejecución de las obras en la Ciudad de Buenos Aires y el Area Metropolitana".

El objetivo del monitoreo estatal, indicó, es "proveer servicios energéticos de buena calidad en el transcurso del año", por lo cual, adelantó, "frente a un problema de esta naturaleza, será analizado".

El ministro coordinador destacó además las obras "de media y baja tensión" realizadas por las empresas, "que son las que permiten garantizar que cada hogar tenga calidad en la recepción de la energía", añadió.

Las medidas del programa de asistencia a las concesionarias de energía, remarcó Capitanich, "fueron adoptadas por el Gobierno y transmitidas a cada una de las empresas".