La Prensa

Recuerdan que el transporte es solo para el "personal esencial" y ya hay 300 laboratorios que hacen PCR

La secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, recordó hoy que el transporte público de pasajeros deber reservarse para el "personal esencial" y, por otra parte, destacó la expansión de la red nacional de laboratorios públicos y privados que realizan el test de PCR para detectar casos positivos de coronavirus, que ya abarca 300 establecimientos.

Al participar del reporte diario del Ministerio de Salud, la funcionaria explicó los alcances del último decreto de Necesidad y Urgencia publicado por el Ejecutivo Nacional y apuntó que, más allá de la reapertura de algunas áreas, el transporte máximo de personas mantiene las mismas restricciones.

Un eje "muy relevante" trazado luego de observar la "lección" de otros países del mundo, dijo Vizzotti, es que "el transporte urbano está destinado al personal esencial".

Por otra parte, la funcionaria explicó que el DNU se apoya en la diversidad epidemiológica del país, que "el esparcimiento sigue las mismas recomendaciones", que continúan las "licencias para personas con condiciones de riesgo" y que existe el "mismo número de actividades restringidas a nivel nacional para minimizar" el movimiento social.

Respecto del retorno de actividades, enfatizó que debe realizarse bajo "protocolos que han sido trabajados con las empresas, con el Ministerio de la Producción y de Salud", que deben ser "monitoreadas de manera permanente".

Además se agregó la recomendación para que aquellos que retornen "no tenga factores de riesgo" y que, en caso de convivir con ese tipo de personas, se extremen los cuidados en el regreso al hogar.

En relación a las áreas geográficas de menos de 500 mil habitantes y que vienen cumpliendo con los parámetros del DNU anterior, con un tiempo de duplicación de casos de más de 15 días, la autoridad local podrá autorizar actividades junto a la gobernación.

En las áreas de más de 500 mil habitantes, salvo la metropolitana de Buenos Aires, se debe "hacer el mismo circuito con un tiempo de duplicación de 25 días" dijo Vizzotti.

Finalmente, en cuanto al AMBA -que comprende al distrito porteño y el conurbano bonaerense-, Vizzotti reafirmó que se irá autorizando en forma individual, "trabajando en conjunto las autoridades municipales, el gobernador y el jefe de gobierno, con la autorización del jefe de gabinete".

No obstante, la funcionaria subrayó que "siempre está la posibilidad de evaluar, detener la actividad o volver a una etapa anterior".

Mientras tanto, el total de casos confirmados en la Argentina alcanzaba esta mañana los 6.034, de los cuales 305 fallecieron.

Respecto a los casos confirmados, 930 (15,4%) son importados, 2.668 (44,2%) son contactos estrechos de casos confirmados, 1.765 (29,3%) son casos de circulación comunitaria y el resto se encuentra en investigación epidemiológica.

A la fecha, el total de altas es de 1.837 personas, mientras que 3.892 pacientes cursan la enfermedad, 164 de estos últimos en unidades de terapia intensiva.

Las principales franjas etarias afectadas de los casos registrados corresponden a personas de entre 20 y 59 años, siendo la edad promedio de 41 años.

Ayer fueron realizadas 2.140 nuevas muestras y desde el inicio del brote se realizaron 85.158 pruebas diagnósticas para esta enfermedad, lo que equivale a 1.876,7 muestras por millón de habitantes.