La Prensa

La política envió a vía muerta a la locomotora del agro

Cómo es posible que la Argentina haya decidido maniatar a su sector más dinámico.

Si en estos últimos 15 años el dinero que la política y los capitalistas amigos le sacaron al sector agropecuario hubiera quedado en manos de sus propietarios, el PBI se hubiera al menos duplicado, el empleo hubiera crecido y seríamos todos más ricos. 

Gran parte de esas ganancias hubieran sido reinvertidas. Mejoras en campos: aguadas, molinos, silos, mejora de planteles, innovaciones con cultivos, camiones. Imaginen cuánto hubiera podido vender el sector de maquinaria agrícola. Imaginen el frenesí de actividad. 

Un sector agropecuario con buena rentabilidad hubiera podido financiar el riego para cientos de miles de hectáreas y correr así la frontera agrícola. Podríamos tener frigoríficos modernos. Transporte terrestre y fluvial propio. Se hubiera podido liberar el sector lácteo del oligopsonio que lo parasita y degrada. Ser una de las potencias de exportación de leche y derivados del mundo.
No. Ese dinero se lo llevó la política. Lo dilapidó en créditos blandos a los amigos, obras innecesarias y nunca terminadas, subsidios, etc.

UN SUICIDIO

La rentabilidad del sector agropecuario tiene alta volatilidad. Una cosecha buena va seguida de otras que no lo son tanto, o lo son y los precios no acompañan, o se pierden por sequía o inundaciones. Lo mismo sucede con la ganadería. Es una actividad con un ciclo de tres años y alta variación de precios. Al momento de decidir comprar un plantel o retener vientres, es imposible imaginar qué precios se obtendrán a su maduración. A eso hay que sumarle los impuestos sobre la ganancia nominal por inflación, lo que es una estafa. 

Los gobernantes, a sabiendas, gravan la venta (retención, ingresos brutos), así el productor, pierda o gane, siempre paga.

Una sociedad inteligente tiene de locomotora de su economía a su sector más pujante. La química, la cibernética, la metalmecánica, la textil. En nuestro caso es el agro.

La Argentina, ya hace años, ha decidido maniatar a su sector más dinámico para financiar a sectores sin fuerza y rengos. 

Sus dueños -los del sector no dinámico-, al conocer las debilidades intrínsecas de sus actividades no competitivas, criteriosamente, cuando reciben dinero del estado, en lugar de reinvertirlo, se lo llevan al exterior. Por eso a pesar de los miles de millones en subsidios viajamos en colectivos o subtes viejos y sucios. 

El único dinero que sirve es el que el propietario gana por las suyas y lo reinvierte en su propio negocio, porque lo conoce, porque es eficiente, porque sabe y ama lo que hace.

MALDITAS RETENCIONES

Este año el gobierno nacional recaudará derechos de exportación por $ 440.010.800.000. A un dólar de $ 38, son u$s 11.579.231.579. La mayoría de este dinero proviene del agro. ¿Cuánto? Se sabrá a fin de año. Unos 8.000 millones de dólares saldrán del bolsillo de los productores agropecuarios argentinos. 

Los petroleros de Vaca Muerta, con costos de producción superiores al precio de venta, (trabajan a pérdida), recibirán u$s 7.000.000.000.

Es decir que las ganancias del sector agropecuario irán a manos de los empresarios más rudos del planeta que hoy están y mañana no, de nacionalidad británica, norteamericana, francesa, holandesa, rusa y china.

El Gran Fraude. Ocean"s Eleven. Asalto al Tren Postal Glasgow-Londres. Nueve Reinas. Le sacamos dinero a un sector que puede producir más riqueza aún, generar empleo, dar esperanzas de un futuro mejor, y se lo damos a un lastre. Y nadie está preso.

¿Cuál es el interés de los políticos en semejante desvío de recursos?

Vaca Muerta es un gigantesco despropósito económico. El negocio de las empresas dejó de ser explotar gas y petróleo a ser sólo una fachada para recibir subsidios estatales. Todos los sectores políticos encubren esto, primero con Cristina Fernández, ahora con Mauricio Macri. 

Las petroleras son nuestros planeros premium.

Y mientras tanto desfinanciamos a los sectores que sí son competitivos: el agro y el sofware.

UCRONIA

Si el campo hubiera contado con su propio dinero en estos quince años hubiera podido:

* Poner en orden el FFCC de carga a su costo.

* Tener su propia flota y puertos.

* Invertir en una industria de farmacia veterinaria que sea la envidia del mundo entero.

* Tener uno de los mejores sectores de maquinaria agrícola del mundo, detrás o a la par de Estados Unidos.

* Tener buenos sueldos o ingresos de todos los involucrados: peones rurales, mayordomos, veterinarios, ingenieros agropecuarios, bioquímicos, farmacéuticos, técnicos en alimentos, mecánicos de maquinaria agrícola, comerciantes de productos especializados del sector, transportistas.

* Incorporar cientos de miles de hectáreas con riego.

* Renovar todas las plantaciones de peras y manzanas del Alto Valle (se necesitan cambiar casi todos los ejemplares).

* Tener una industria láctea caprina, con sus derivados (quesos) para exportar a todo el mundo, con la consiguiente dinámica de las economías andinas. Idem ovina para Litoral, provincia de Buenos Aires y Patagonia.

* Tener una industria de calidad de curtiembres, talabartería y calzado.

* Tener una de las mejores - y más competitivas - industrias textiles de productos naturales (lana ovina, caprina, camélida, lino, algodón). Buscar ser líderes en textiles finos.

* Aumentar la producción de sidra y vinos finos. Exportar.

* Sumar mediante riego 50 km a cada margen de los ríos Colorado, Negro y Chubut (miles de km2) para alfalfa, vides, trigo, sorgo, quinoa, ganado. frutales, cebada. 

* Manufacturar nuestra producción. Simple ejemplo: no exportar lana sucia sino lavarla, hilarla, tejerla. Décadas atrás la Argentina exportaba tela de casimir a Europa. 

* Desarrollar la piscicultura en todo el litoral para combinarla con agricultura (el ciclo arroz-pacú es particularmente exitoso) de forma de tener volúmenes exportables.

* Desarrollar Catamarca, La Rioja, oeste de Córdoba, San Juan en mayor superficie de oasis con vides, frutas secas, maderas nobles. Ahora están dejando secar olivares, ¡porque no pueden pagar el costo de la energía eléctrica para el riego!.

Para todo eso se necesitan inversiones, que sólo pueden hacer quienes conocen el negocio. Los productores deben recuperar la propiedad sobre la riqueza que ellos mismos generan.

PROPUESTAS

* Eliminar impuestos a los combustibles, alimentos, forrajes.

* Eliminar las retenciones.

* Tipo de cambio alto para promover exportaciones.

* Irnos del Mercosur.

* No darle subsidios a nadie por ninguna razón.

* No tener precios sostén del combustible. Si a las petroleras les conviene el negocio, que exploten. Si no, que no lo hagan.
 
Como posición estratégica:

* Crecer en todos los rubros de exportación agropecuaria.

* Correr la frontera agrícola a las zonas áridas mediante riego.

* Proponerse ser una de las dos mejores industrias de maquinaria agrícola del mundo.

* Proponerse ser el gran proveedor farmacéutico veterinario del mundo. 

* Ser el referente mundial en temas de ganadería. Actualmente hay actividades de capacitación a ganaderos de Africa y exportación de semen y animales en pie a países sudamericanos. Existen oportunidades para crecer como vendedores de servicios.

* Tener frigoríficos modernos con carnes diferenciadas.

* Proponernos ser líderes en textiles de productos naturales.

* Exportar leche y derivados de vacunos, ovinos y caprinos.

* Que el sector agropecuario disponga de fletes de calidad, seguros y baratos (FFCC, flota fluvial, marítima, puertos).

TRIPLICAR EL PBI

Todo esto puede triplicar el PBI actual, no sólo para el complejo agropecuario que involucra insumos industriales (desde maquinaria a agroquímicos, a caños para riego o alambradas, silobolsas, etc.), a productos veterinarios, a servicios, en particular seguros y transporte. Sólo pensemos el trabajo que tendrán las acerías si renovamos los 100.000 km de vías. Millones de puestos de trabajo que pueden ser bien pagos. Esto redunda en pueblos y pequeñas ciudades rurales prósperas que pueden revertir el despoblamiento del interior.

La entrega de u$s 7.000 millones a las petroleras este año constituye un despropósito económico. Y un crimen contra la Nación porque la debilita y la empobrece.