La Prensa

Bonadío declaró "en rebeldía" al ex funcionario prófugo Ricardo Jaime

En tanto, el fiscal federal de Cámara de Córdoba, Maximiliano Hairabedian, pidió hoy la "inmediata detención" de Jaime ante la realización, el próximo 30 de julio, del juicio al ex secretario por tentativa de sustracción de pruebas durante un allanamiento.

El juez federal Claudio Bonadio declaró hoy al ex secretario de Transporte de la Nación Ricardo Jaime rebelde de la Justicia, luego de transcurrir el cuarto día como prófugo desde que se pidió su detención, mientras la defensa del ex funcionario solicitó a la Cámara Federal que avale la exención de prisión del ex funcionario.

En tanto, el fiscal federal de Cámara de Córdoba, Maximiliano Hairabedian, pidió hoy la "inmediata detención" de Jaime ante la realización, el próximo 30 de julio, del juicio al ex secretario por tentativa de sustracción de pruebas durante un allanamiento.

Por otra parte, el kirchnerismo, a través del senador Aníbal Fernández, consideró que "la Justicia tiene que accionar, no es el Gobierno el que tiene que opinar sobre este tema, tiene que dejar que las cosas funcionen".

Bonadio ordenó el viernes la detención de Jaime y luego de que durante cuatro días la Policía Federal no lo encontrara en los allanamientos realizados en la ciudad de Córdoba, el juez declaró al ex funcionario "en rebeldía" de la Justicia, lo cual complica su situación.

Fuentes judiciales explicaron a esta agencia que la declaración de "rebeldía" implica que es una situación procesal que se produce ante la incomparecencia del imputado en tiempo y forma y afecta su participación en el proceso. O sea que el caso se desarrolla sin la intervención del demandado, hasta que vuelva a ajustarse de derecho.

No obstante, las fuentes señalaron que el juez aún no solicitó la "captura" nacional o internacional de Jaime, pese a que no se entregó voluntariamente ni fue encontrado.

Además, el juez rechazó eximir de prisión a Jaime y la defensa apeló hoy la decisión para que intervenga la Cámara Federal de feria.

Allegados a la defensa de Jaime ratificaron que mientras la Cámara no se pronuncie el ex funcionario no se presentará a la Justicia.

El juez Bonadio debe resolver ahora si acepta la apelación (analizaba con sus colaboradores las presentaciones para determinar si son admisibles) y en ese caso le dará intervención a la Cámara, que esta primera semana de feria está integrada por los jueces Eduardo Freiler y Jorge Ballestero.

La defensa de Jaime también apeló el procesamiento con prisión preventiva que le dictó el juez por administración fraudulenta en la entrega de fondos públicos al ferrocarril Belgrano Cargas para la rehabilitación del corredor ferroviario Tucumán-Concepción.

Bonadio dispuso su detención por entender que Jaime "tiene varias causas en trámite, cuatro de ellas ya en la etapa de juicio", lo que "hace presumir que de seguir en libertad intentará eludir la acción de la Justicia".

Entre las causas elevadas a juicio se encuentra una que empezará el próximo 30 de julio por el intento de sustracción de unas tarjetas personales de la empresa "Cerro Motos" que Jaime intentó quedarse, cuando en 2007 se allanó su casa por orden del fiscal Carlos Rívolo por la investigación de enriquecimiento ilícito.

Ante la posibilidad de que el juicio se postergue, y al no presentarse Jaime ante el juez Bonadío, el fiscal Hairabedian solicitó "la inmediata detención", según publica el sitio web del diario La Voz del Interior.

Un dato que surgió de esta causa es que después de fijar domicilio en Villa Carlos Paz, el ex funcionario cambió de dirección y comunicó al Tribunal Oral 2 que residía en calle Heriberto Martínez 6061 (ex 48) del barrio Villa Belgrano, en Córdoba.

Hairabedian le solicitó al Tribunal Oral que "ordene la inmediata detención y oficio de captura del acusado en este proceso, atento a que es de público conocimiento que el nombrado ha desaparecido de sus domicilios y no puede ser ubicado, sin que haya comunicado en la presente causa cambio de domicilio o gestionado autorización para ausentarse. Ante esta situación es evidente que peligra la continuación del proceso y especialmente la realización del debate oral y público que debía comenzar el 30 del corriente".