La Prensa
PIEZAS ARQUEOLOGICAS EN PROA, HOFFMAN EN SAN TELMO, Y GONZALEZ E INIESTA EN EL RECOLETA

Historias viejas y de esta hora

La Fundación Proa presenta "Dioses, ritos y oficios del México prehispánico", una exhibición inédita organizada por la embajada de México en la Argentina y con el auspicio de Tenaris/Organización Techint, con más de ciento cincuenta piezas arqueológicas de las diferentes culturas que se sucedieron en el golfo de México, en la actual zona de Veracruz.

Curada por David Morales Gómez, la muestra traza por primera vez un panorama de la variedad de universos simbólicos surgidos de esas sociedades, a partir de una selección especial del patrimonio de los numerosos museos dependientes del Instituto Nacional de Antropología e Historia de México (INAH) y del Museo de Antropología de Xalapa.

"Dioses, ritos y oficios del México prehispánico" destaca el lugar central de las divinidades, recorre los múltiples rituales estructurados en torno a ellas y repasa la diversidad de oficios ejercidos por los habitantes de la zona antes de la conquista española.

La exposición abre con las deidades rectoras de esas sociedades, dioses comunes a todos los grupos mesoamericanos. Divinidades supremas, inmortales, concebidas a imagen y semejanza de la figura humana, representados como ancianos y como jóvenes. Entre el temor, la benevolencia, el castigo y la maldad, la muestra presenta a dioses de la fertilidad, y otros asociados al agua, al viento y al ciclo de nacimiento, reproducción y muerte. Entre ellos se cuentan el dios Tlaloc, de la fertilidad, y la figura de Xipe Totec, símbolo del cambio de vegetación en la tierra, con una escultura de casi dos metros de alto.

Entre otros temas, la muestra pone en escena el Ritual de la Pelota, y suministra un destacado cuerpo de información didáctica que permite profundizar en el período histórico y en los marcos conceptuales que vertebran estas visiones del mundo, con fotografía histórica de suma relevancia perteneciente al archivo de la Fototeca Nacional del INAH, de la ciudad de Pachuca, Hidalgo.

Un importante catálogo, con la reproducción detallada de cada pieza, permite reconstruir con precisión y proximidad la experiencia estética inherente a cada obra, acrecentada por los textos a cargo de especialistas.
Se podrá visitar de martes a domingo, de 11 a 19, en Pedro de Mendoza 1929, hasta el 8 de enero de 2012.

CONCEPTOS DE GONZALEZ

Mariano González presenta su muestra "Plaza seca", en el Microespacio del Centro Cultural Recoleta. Se trata de una instalación en la que se plantea la dicotomía existente entre dos realidades: por un lado la plaza vacía, donde todo desaparece o se reduce a su mínima expresión; por el otro, las cotorras y sus nidos, la plaza poblada.

El concepto de plaza seca consiste en un espacio urbano público, amplio y descubierto, un solar lleno de luz y de concreto, mientras que las cotorras pueblan los parques y plazas de Buenos Aires, junto a comunidades de palomas y gorriones, explicó el artista a través de un comunicado.

De lunes a viernes, de 14 a 21; sábados, domingos y feriados, de 10 a 21, en Junín 1930, hasta el 27 de diciembre.

VISIONARIO HOFFMAN

Una llamativa exposición del artista Eduardo Hoffmann que incluye un tren hecho con sillas eléctricas del siglo XIX, una pintura que va cambiando con el paso del tiempo y una reinterpretación de "Las Meninas", de Velázquez, puede visitarse en la galería Lordi, de San Telmo.

La muestra "Hermanos videntes", curada por el propio artista, propone un recorrido en el que las pinturas acompañan, como escenografías, a una instalación compuesta de sillas eléctricas del siglo XIX sobre vagones, que se transportan sobre vías de tren y evocan al teatro de Tadeusz Kantor.

Pinturas de grandes dimensiones -una de las cuales va mutando gracias a un imperceptible movimiento mecánico-, tintas sobre papel de algodón de formato circular y pequeños dibujos sobre papel, completan la exposición.

Hoffmann nació en Mendoza en 1957 y estudió en la Facultad de Artes de la Universidad Nacional de Cuyo con Zravko Ducmelic. Desde 1988 realiza exposiciones tanto en la Argentina como en Estados Unidos, Austria, Brasil, España, México y Francia, entre otros países.

La exposición, cuyo título está inspirado en el libro "Los hermanos Videntes. Escritos sobre arte", de Paul Eluard, se podrá visitar de lunes a viernes, de 12 a 19, en Venezuela 617, hasta el 23 del actual.

LA INIESTA PATRIOTA

Nora Iniesta, cuyo eje conceptual declarado son los colores celeste y blanco, presenta su primera muestra fotográfica "La patria encontrada", en el Centro Cultural Recoleta.

Son quince fotografías de "ampliaciones de tramas o de detalles de objetos, elementos de uso cotidiano como un cable, servilletas o lana, todos de color blanco y celeste. Son colores que me atrapan y conmueven", señala la artista.

Estas obras reflejan diversas expresiones y texturas, aunque en cada una se diversifican y diferencian las distintas nociones de patria. "Siempre desde lo cotidiano, nada sofisticado", subraya para darle un contexto real a las fotografías abstractas.

La artista reflexiona acerca del espíritu patriótico en sus obras y lo vincula directamente con su niñez ya que siempre la "emocionaron los actos y desfiles escolares". Por esta razón, "siempre estoy hablando de un concepto de Patria".

"La presencia del Estado en la infancia, la primera edad, la escuela pública es siempre fundamental. Eso es lo que yo siempre creo que hay que defender", dice Iniesta.

Para ella, "mi momento es el momento en el que uno produce, desde ese lugar expreso el contexto político en el que vivo, nada es apolítico, pero no me gustan los personalismos. Me gusta hablar de las cosas que quiero defender como artista, que a mi criterio se anticipa a su época y ve un poco más allá", define y aclara: "el arte está por encima de la política, va un poco más allá".

"La patria encontrada" se podrá visitar hasta el 4 de diciembre, de lunes a viernes de 12 a 21 y sábados, domingos y feriados de 10 a 21, en la sala Prometeus del centro de Junín 1930.