La Prensa

India, el nuevo aliado de la Argentina

En el primer semestre compró 1.100 millones de dólares en productos agrícolas nacionales y demanda más. El embajador Rengaraj Viswanathan destacó el interés de su país en el sector de los agronegocios, enfocado en la compra de aceite de soja. Es un mercado con más de 1.000 millones de habitantes y un PBI que en 2010 ascenderá al 8,8%.

La misión de la Embajada de la India en Buenos Aires es clara: servir de puente para conectar empresas de ambos países, estimulando el comercio bilateral, que en lo que a Argentina respecta está concentrado en la exportación de aceites vegetales, principalmente soja.

Los números son escalofriantes. El embajador Rengaraj Viswanathan los va desgranando sobre la mesa, describiendo el escenario de un mercado que cuenta con más de 1.000 millones de habitantes y ha logrado un crecimiento superior al 8% anual.

-¿Hay una presencia más activa de India en el comercio con Argentina?

-Sí, es parte de nuestra apertura hacia América Latina. En el pasado no había tanto intercambio con países de esta región, pero ahora se ha incrementado, desde hace 10 años. En latinoamérica tenemos un negocio de 18.000 millones de dólares entre exportaciones e importaciones. Cerca de 9.000 millones de dólares son de importación y 8.000 millones de exportación, aproximadamente. En el caso de Argentina, el año pasado fue de 1.300 millones de dólares. Discriminados en 900 millones de dólares de importaciones y exportaciones por 400 millones. Este año nuestra importación ya subió en los primeros seis meses, alcanzando los 1.100 millones. En compra de aceite de soja se invirtieron 1.020 millones.

-¿Interactúan con otros sectores de la economía argentina?

-Estamos importando aceite de soja, aceite de girasol, también importamos cobre, Arcor está exportando chocolate, hay una firma llamada Snack Crops que nos vende pochoclo. India es un mercado grande, creciente y hay oportunidades para las exportaciones en el sector donde Argentina es más competitiva. Por ejemplo, biotecnología, productos farmacéuticos, productos agrícolas, maquinaria agrícola. De nuestra parte nosotros estamos exportando químicos, autopartes, tractores, productos textiles, artesanías, alfombras, también informática. Tenemos dos empresas de India que han hecho inversiones de 1.000 millones de dólares en este país. Cada vez hay más empresas que quieren venir, sobre todo en informática, acero, agroquímicos, farmacia.

LIBRE MERCADO

-¿Hay algún acuerdo especial entre ambos países que facilite la radicación de empresas?

-No, en la India todo está en el sector privado. Hay que contactarse con las empresas. Nosotros como parte de nuestra diplomacia económica estamos promoviendo contactos entre empresarios de las dos naciones. Aquí en la embajada tenemos un Business Centre, donde hay siempre reuniones con empresarios que llegan de la India. El rol de la embajada es conectar y brindar información porque hay una diferencia en distancia y lengua, y tal vez no hay tantos datos de Argentina en mi país.

-¿Hay interés de ambas partes por conectarse?

-Recibimos muchos pedidos. Recibimos un contingente de 13 empresas de la industria química; luego una delegación de farmacéuticos; en septiembre seremos anfitriones de un grupo de la Cámara de Comercio e Industria de India, con 27 empresas. La embajada organizará un seminario de negocios, y en octubre vendrán empresarios de agronegocios e importadores de aceite, cerca de 60 empresas.

-¿La alta demanda de productos argentinos está vinculado al crecimiento sostenido de la India en los últimos años?

-Tenemos una tasa de crecimiento del PBI muy importante -será de 8,8% este año-, con mejora del consumo y aumento de la población. El crecimiento es previsible en el tiempo, porque la India va a sustentar esto y así nos convertimos en un mercado que crece y es confiable. No hay incertidumbre política ni social.

-¿Por qué consideran a la Argentina un proveedor confiable? ¿No le preocupa el riesgo de un nuevo conflicto en torno a las retenciones?

-No hay ningún país en el mundo donde no haya problemas, incluido India. Eso no importa. Lo que importa es que Argentina tiene un sector de agronegocios que es muy competitivo. Tiene muchas tierras fértiles, no hay problemas con el agua, alta productividad, buenas tecnologías, gran experiencia y empresas muy importantes como Los Grobo. Además cuentan con hidrovías de salida. Tienen una gran ventaja en agronegocios, y eso es bueno para Argentina y también para India.

ACEITE VEGETAL

-¿Por qué crece la demanda de aceite vegetal? ¿No se produce en India o no alcanzan a satisfacer la demanda?

-En India estamos produciendo 240 millones de toneladas de productos agrícolas: granos, oleaginosas y demás. Con respecto al trigo y al arroz, la producción es importante. En el caso del arroz siempre tenemos alguna sobra para la exportación. Pero tenemos un problema con las oleaginosas. La producción doméstica no basta para la alta demanda. Otro sector donde hay posibilidades para comerciar es con las lentejas, donde India está importando. El año pasado compramos alrededor de 2 millones de toneladas a Canadá, Turquía y Australia. Argentina también podría diversificar su oferta, no sólo en materia de soja.

-¿Ayuda a la integración la apertura de una Agregaduría Agrícola por parte de Argentina en su país?

-Es muy bueno para poder ver cuáles son las oportunidades en el sector agrícola y observar el mercado indio.

-¿Hay acuerdos con alguna provincia en particular?

-Nosotros estamos en contacto con el Gobierno Federal, con los empresarios como Los Grobo y El Tejar, y con la Cámara exportadora de aceite. Hace dos semanas estuve en Santa Fe, donde visité la Bolsa de Comercio, el puerto, fui a Rosario.

-Nombró varias veces al grupo Los Grobo, ¿es la empresa con la cual tienen mayores negocios?

-Escribí sobre ellos en un periódico de la India, que se llama Financial Express. Lo que a mí me fascina de esta empresa es que en India la informática es muy fuerte, y tenemos compañías que cuentan con sistemas de procesamiento de negocios y tercerización, y Los Grobo son pioneros en la tercerización del sector agrícola y en uso de tecnología. Lo están tercerizando todo, máquinas, servicios, y eso es un nuevo paradigma en el terreno de los agronegocios. Argentina está liderando estos cambios, más que Estados Unidos o Brasil. Han expandido el modelo de negocios a países vecinos como Uruguay y Paraguay. Eso es muy interesante. Los invité para visitar la India en diciembre y ver oportunidades de inversión y joint venture.

ALTO CRECIMIENTO

-¿La crisis del 2008 afectó la economía india?

-Un poquito. A pesar de la crisis la economía de la India creció un 6,6% el año pasado y este año el crecimiento será del 8,8%.

-¿Cuál es el principal desafío que tienen como nación?

-Tenemos grandes desafíos. Tenemos una gran población de más de 1.000 millones de personas, con problemas de pobreza, analfabetismo y salud. También hay inconvenientes de diversidad, con grupos étnicos, lenguas y religiones. Hay muchos conflictos, hay grandes desafíos, pero a pesar de esto la India está creciendo y hay un consenso político sobre el rumbo del futuro a seguir, una política de Estado. El Gobierno y el sector privado trabajan juntos. Las embajadas trabajan con las Cámaras de Comercio y los exportadores, practicamos la diplomacia económica.

-La economía de la India se abre en la década del "90. ¿El cambio fue importante?

-Sí, hasta entonces la economía era más cerrada, había un modelo de economía mixto, socialismo. Ahora hay más facilidades para el sector privado.

-¿Cómo es la estructura del Estado, teniendo en cuenta el tamaño de la población y la problemática social a atender?

-Antes era más grande, pero ahora se está achicando. El Gobierno se dio cuenta que solo no puede crear empleo y riqueza para todos, así que le dio más espacio al sector privado. El balance del cambio ha sido positivo.