La Prensa

Grandes actrices en un vibrante drama histórico

"Las dos reinas" (Reino Unido, 2018). Dirección: Josie Rourke. Guion: Beau Willimon. Basada en "María Reina de Escocia. Mi corazón es mío", de John Guy. Fotografía: John Mathieson. Música: Max Richter. Actores: Saoirse Ronan, Margot Robbie, Jack Loeden, Martin Compston. Duración: 125 minutos. Clasificación: apta para mayores de 16 años.

 

 

Drama histórico de orientación feminista, la ópera prima de la prestigiosa directora británica Josie Rourke muestra una visión personal sobre la reina María Estuardo de Escocia.
La literatura y el cine eligieron a María Estuardo en visiones opuestas que la denigraron o la ensalzaron sin términos medios. Autores como Schiller y Walter Scott la llevaron a la ficción literaria y el director John Ford le dio el rostro fílmico de Katherine Hepburn.
La película de Rourke da una interesante visión estética de la corte del siglo XVI en las Islas Británicas, con su cuota de austeridad, oscuridad y todo el aire que el espectador medio asocia a la literatura gótica de las hermanas Bronte. Aproximada a la realidad histórica, difícilmente esta verosimilitud coincida con esa integración multiétnica que la directora adjudica al grupo que sirve a la reina y abarca desde representantes del Lejano Oriente a la presencia africana. Sin embargo, estéticamente, la unión de contrastes funciona.

Estuardo, Reina de Escocia y prima de Elisabeth I de Inglaterra, se enfrenta a ésta disputando la corona y alegando válidos derechos dinásticos. El fragmento de su vida que toma el filme comienza en reversa, con su marcha al cadalso, donde termina degollada luego de estar prisionera de su prima durante 18 años. Después de eso, el filme la va siguiendo desde su adolescencia, cuando llega viuda de un heredero francés a la corte.

ORIENTACION FEMINISTA
Relaciones amorosas, intimidades de escándalo (reales o no) matizan la vida de esta reina que según la visión de John Guy, autor del libro en que se inspira el filme, fue una mujer fuerte en sus decisiones, audaz en su vida personal y dotada de inteligencia. Inteligencia que tropezó con la fauna de experimentadas cortes y grupos de poder que desviaron sus objetivos llevados a un patético final.

"Las dos reinas" tiene estupendas actuaciones de Saoirse Ronan y Margot Robbie, irlandesa una, australiana otra, dueñas de estilos opuestos de interpretación y antagónicos rostros (notable trabajo de maquillaje), que alcanzan su máximo nivel en la mejor escena de la película, en la que se enfrentan y dialogan. Paradójicamente, en la vida real, las dos reinas nunca se vieron, sólo se conocieron por retratos.

Interesantes visiones de un país que se fragmenta y por cuya unión el poder real intenta la unidad. El filme, como en el caso de "La favorita", de reciente estreno, pertenece a la corriente de aggiornamiento feminista, que no siempre va acompañado de diálogos suficientemente sólidos a la importancia de la orientación que postula.

Calificación: Muy buena